spinner

Hibridación: El ‘match’ perfecto entre nube pública y nube privada

Aunque en los últimos años la nube pública han adquirido un papel relevante, en BBVA Next Technologies creemos que la implementación de nube privada sigue siendo clave para la evolución de muchas empresas, en especial a aquellas que las necesiten por seguridad, regulación o por aprovechar recursos adquiridos.

Aún así, tenemos claro que la nube privada no puede vivir hoy por hoy sin la nube pública. La hibridación de esta es uno de los principales focos de la actualidad tecnológica y creemos que lo seguirá siendo en un futuro cercano.

El objetivo de la sección de Cloud Privada de la segunda edición del Radar de Tecnologías de BBVA Next Technologies, que hemos ayudado a construir, ha sido plasmar y compartir los conocimientos tecnológicos que existen en el mercado y que son utilizadas por diferentes empresas que tienen una gran propuesta de futuro, marcando el camino a seguir.

Para ello, hemos realizado entrevistas dentro del gran grupo de expertos en tecnologías de Datacenter que tenemos en BBVA Next Technologies, y hemos estudiado y certificado los conocimientos sobre las tecnologías que se han plasmado en el radar. Estos pilares se basan en una vasta trayectoria en desarrollar, implementar y operar diversas tecnologías que se necesitan en una cloud privada no administrada, sino creada por un grupo de compañeros de un nivel tecnológico superlativo, que aportan a la compañía desde dos geografías (España y México).

Consideramos que los tres pilares más importantes dentro de Cloud en nuestro Radar son: Contenedores, SDS (Software Defined Storage) y Infrastructure Cloud Management (Openstack).

Contenedores, la flexibilidad que una organización necesita

Desde hace ya unos años está resonando todo lo que tiene que ver con containers, y esto es porque realmente ha generado una evolución necesaria para todas las empresas, ya que, esta tecnología ofrece toda la flexibilidad que una organización necesita debido a su capacidad de poder dividir cada una de las funciones de una aplicación en un servicio aislado e independiente del resto, generando una consistencia de muy alto grado. Las empresas y el mundo en general se han dado cuenta de este beneficio, por lo que la nube privada se ha tenido también que embarcar y modificar sus arquitecturas e implementaciones para hacer uso de estos beneficios que los contenedores ofrecen, mejorando la actualización de estas nubes y reduciendo a la mínima expresión el tiempo de indisponibilidad ante las acciones que necesite la plataforma.

Para poder entrar en materia habría que empezar nombrando a los dos grandes de este mundo, como son Docker (que otorga la funcionalidad de desplegar estos microservicios ligeros, independientes y modulares, dentro de un estándar, escalables de manera rápida y fácil…. ) y Kubernetes (que agrega la utilidad de orquestar de una manera más sencilla estos contenedores), y que, formando parte del core de aplicaciones que manejan los hilos de todo lo que funciona bajo contenedores, han sabido marcar un camino a través del cual todas las empresas quieren avanzar.

Kubernetes y Docker, actualmente son las más importantes de la materia y, seguramente, permanecerán en el radar durante unos años porque aún les queda cuerda para rato, solo hay que echar un vistazo a lo que todas las empresas buscan y manejan. Estos dos grandes tienen casi todo lo que las compañías piden y lo más importante, son de código libre.

Aún queda mucho que estudiar sobre estas tecnologías y es que, gran parte de la nube privada ha empezado hace no mucho a cambiar la forma de despliegue buscando todo lo que hemos comentado anteriormente. Para ello, nació en la comunidad el proyecto de Kolla, que es una tecnología que hemos buscado adoptar durante este año en BBVA Next Technologies, más concretamente en nuestra plataforma de cloud privada de Openstack debido a la propia evolución de la plataforma y versionado. Hemos visto también que muchas de las grandes empresas del sector que hacen uso de la cloud privada se han enfocado en este, adoptando su filosofía e intentado que el futuro de sus negocios pase por él, debido a que mejora la facilidad a la hora de realizar despliegues, entre otras cosas.

Como no queremos dejarnos influir por la opinión y tampoco dejar de dar oportunidad a las tecnologías que en algún momento pudieran irrumpir en el mercado, hemos pretendido evaluar algunas que aún no resuenan lo suficiente pero que no hay que dejar de lado, como DockerSwarm o RancherOS entre otras. Estas, están menos extendidas y tienen sus pros y sus contras en cuanto al mundo container, en concreto VS Kubernetes. Para ello, se ha decidido estudiar su viabilidad y hacer pruebas para ver desde la opinión de los expertos de BBVA Next Technologies cuál es más útil dentro de nuestra empresa y cuál puede dar mejores resultados a largo plazo.

Software Defined Storage (SDS)

La apuesta por productos del vendor Netapp no es gratuita y viene incentivada por dos caminos. El primero y básico es, como ya indicamos, que desde Netapp llevan años creando y desarrollando productos de almacenamiento para OpenStack así como diversas funcionalidades para Cinder, Swift y Manila. Son miembros de la fundación OpenStack y colaboradores de OpenStack por lo que tienen amplios conocimientos de la cloud privada y el empuje necesario para desarrollar nuevas features que nos puedan beneficiar.

Por otra parte y no menos importante, es la experiencia previa en su uso que arrastramos los miembros del equipo de almacenamiento. Conocíamos de antemano su eficiencia en snapshots, compresión, deduplicación y thin provisioning. Beneficios que nos hacen ahorrar mucho espacio disco y por lo tanto, mucho dinero. Además de la posibilidad de ofrecernos en un mismo producto almacenamiento de bloque y archivo.

Después de esto, nos encontramos con la sorpresa de que se firmase un partnership entre BBVA y Netapp, lo cual nos beneficia a la hora de influir directamente en el desarrollo de sus productos, como ha ocurrido con Trident. Este producto facilita almacenamiento persistente a clusters de Kubernetes u Openshift. Tras haberlo probado en diferentes versiones, estamos en contacto directo con sus desarrolladores sugiriendo mejoras del producto o nuevas funciones que creemos que nos benefician.

Aparcamos temporalmente la idea de Ceph porque no nos da la misma potencia y prestaciones que nos puede dar una cabina de cualquier fabricante. Para tener una respuesta parecida a la que nos pueda dar una cabina, la inversión debe ser superior en cuanto a precio sin olvidar que no nos ofrecerá los beneficios de esta (compresión, deduplicación, posibilidad de replicación, etc). Ceph podría encajar como un tipo de almacenamiento más lento y más barato para aquellos desarrollos o proyectos que no requieran demasiado. Además, a día de hoy Ceph es el backend para otro producto al que hemos echado el ojo: RookEsta herramienta proporciona almacenamiento persistente a los contenedores y está pegando fuerte en el mercado, por lo que se pensará en incluir estas dos tecnologías como core en el próximo radar.

El producto de Scality como almacenamiento de objetos va sacando nuevas versiones y nuevos productos y creciendo en el mercado. Aún siendo una tecnología core para el Consejo de Cloud Privada, tenemos como reto revisar algunas de sus funcionalidades en la nube pública. Tal como indicamos al principio, parece que hoy en día, no tiene sentido hablar de una cloud privada al 100%, por lo que vamos a probar Zenko para desbordar contenido a una nube pública sin importar cual y quizás para la siguiente revisión del radar, incluirlo. De la misma manera, revisaremos otros productos core de la cloud privada, así como otros nuevos, para la hibridación de la nube.

Infrastructure Cloud Management (Openstack), el complemento perfecto a las herramientas que permiten la orquestación de contenedores

Este año, dentro de la cloud privada, hemos puesto el foco sobre Openstack como orquestador de la cloud, basándonos en la experiencia que existe dentro de la compañía en diversos despliegues, entornos y geografía de este importante producto opensource. Creemos que ha sido el paso siguiente a la virtualización y el complemento perfecto a las herramientas que permiten la orquestación de contenedores, tan de moda en la actualidad. La agilidad que da Openstack para crear infraestructura contribuye a la transformación digital de grandes empresas.

Podríamos haber incluido en este análisis a otros proveedores de cloud privada (como vmware o Nutanix), pero creemos que la tecnología opensource es muy importante para gran parte de nuestros clientes. Dentro de Openstack, existen diversos proyectos. Muchos han sido abandonados por la comunidad opensource y otros están a pleno rendimiento, sin convertirse en estándar aún.

En BBVA Next Technologies, nos hemos centrado en aquellos que tenemos la seguridad que darán el servicio adecuado con el mínimo número de incidencias. Por esta razón, proyectos cores dentro de Openstack, como Nova, Neutron o Cinder son también considerado core en nuestro Radar. Cabe aclarar que no todos los servicios core dentro del proyecto son necesarios para nosotros.

Por ejemplo, Swift, servicio encargado de almacenar objetos, no escala de una manera eficiente. Hemos visto que si se utiliza en entornos pequeños, es una opción viable pero en entornos demandantes no. Además, en este apartado en concreto creemos que S3 ha ganado la batalla en el mundo de los objetos. Protocolo que hemos decidido ofrecer a través de otras soluciones más viables on premises, como es Scality.

El despliegue y la actualización de Openstack es uno de los puntos clave para este producto. Este año, probaremos el proyecto Kolla en producción, con la intención de testear su robustez. Otros proyectos, como Ironic u otros relacionados con monitorización, estarán en observación este año por parte del equipo de Private Cloud.

Escrito por: 

  • Adrián Gómez García – Private Cloud Jedi Council
  • Santiago Barragán Domínguez – Private Cloud Jedi Council
  • Diego Martín Serrano Ermilio –  Private Cloud Head of Council

Fuente de la imagen: Freepik

¿Quieres saber que más cosas hacemos en BBVA Next Technologies?

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, brindarle una grata experiencia y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando por este sitio web, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información accediendo a nuestra política de cookies aquí.