spinner

Feedback Wraps: Cómo dar un feedback, completo y constructivo, de una forma diferente

La práctica de los “Feedback Wraps” de Management 3.0., supone un cambio en la forma de dar feedback, a través de varios pasos, que se utiliza para que los miembros de un equipo compartan sus comentarios de una forma divertida, constructiva y profunda. Y por qué no, también “sabrosa”.

El feedback (que de su traducción al español sería “retroalimentación”) es una de las formas más útiles para decirnos “dónde estamos” y “dónde queremos estar”, encontrando así información que nos incite al cambio y a la mejora continua. Al mismo tiempo, compartir feedback es uno de los mayores regalos que podemos hacer, si de verdad lo hacemos de forma honesta, buscando una interacción empática que genere una mejora entre las personas y el entorno. Y es que de esto va un poco la práctica de los “Feedback Wraps” pero dándole un rollito diferente a la forma en que compartimos feedback en los equipos.

Sandwich vs. Wrap: Mejorando la forma de dar Feedback

A la hora de dar feedback, todos conocemos el método “sandwich”: decir algo bueno, como un cumplido (por ejemplo, “me gusta que seas tan proactivo en el equipo”), seguido por algo no tan bueno, como una crítica (“pero te sueles meter en cosas que no te aplican y distorsionas al resto”), para finalizar con una recomendación de mejora para la persona a la que damos ese feedback (“por lo que te recomendaría preguntar antes y colaborar con el equipo”). Como dice el creador de la práctica, Jurgen Appelo: – “This type of feedback doesn’t work”.

La utilización de la práctica de “Feedback Wraps”, en comparación con otros métodos similares, se basa en la construcción de un feedback en varios pasos, tal y como se prepara un “wrap”: juntas diferentes “ingredientes” (elementos con objetivos específicos) que le dan al “wrap” (conjunto de feedback) un “sabor completo” (la conjunción de los elementos es la clave para conseguir un feedback bien construido y de valor para el que lo recibe).

Cómo poner en práctica el Feedback Wrap

Me decidí por esta práctica, como parte del evento de retrospectiva final que ejecuté con mi equipo de BBVA Next Technologies. Habíamos terminado el proyecto y, como Scrum Master, quería que todos los integrantes del equipo pudiéramos dar y recoger feedback sobre el desempeño de cada uno de nosotros durante el proyecto, y de las relaciones dentro del equipo y con el cliente.

Para realizar la dinámica, preparé cada uno de los elementos (imágenes) del “wrap” para ser impresos y recortados, creando así una pila de “ingredientes” para coger y escribir sobre cada uno de ellos.

Feedback-wraps-1

Material utilizado durante la sesión de Feedback Wraps en BBVA Next Technologies 

Nos reunimos todo el equipo en una sala, con el material preparado en el centro de la mesa, y expliqué la dinámica anotando cada “paso de la receta” en una pizarra. También contamos con un reloj de cuenta atrás, para tener un “timebox”. A continuación os detallo la “receta”:

 

  • Feedback-wraps-3Describe tu contexto (envuélvelo con “torta de pan”): es la forma de situar el feedback, para que la otra persona entienda mejor el contexto de esa situación / percepción, y pueda empatizar contigo. En el proyecto realizando en BBVA Next Technologies nos apoyamos en contextos diversos como el entorno del proyecto, el estado de ánimo de la relación en el equipo, una suposición personal sobre un hecho específico del propio desarrollo, etc.

 

  • Lista tus observaciones (ponle “lechuga fresca”): no son opiniones personales sobre lo que una persona hizo bien o mal, sino Feeback-wraps-4observaciones sobre situaciones del trabajo o de las interacciones, realizadas de la forma más objetiva posible (sin acusar a nadie, ni “meter el dedo en la llaga”). Estas observaciones serán el punto sobre el que luego expresaremos cómo nos sentimos y el valor que tuvieron, para finalizar con sugerencias específicas de mejora.

 

  • Feedback-wraps-5Explica tus sentimientos (añádele trozos de “tomate”): con el contexto y las observaciones, ahora es el momento de expresarle a la otra persona los sentimientos que tuviste, de cara a generar una conexión emocional y transmitirle el impacto que tuvo para ti ese hecho en cuestión. Aunque no estamos acostumbrados a hacerlo en el ámbito profesional, construir un feedback apoyado en los sentimientos ayuda a empatizar mejor, resolver malentendidos y/o conflictos, y aumentar la confianza de la relación laboral y de equipo.

 

  • Feedback-wraps-6Explica el valor (dale el “toque de cebolla”): en este punto es donde cada persona puede explicar el valor que tiene, para él o ella, esa situación o hecho, basado en la/s observación percibida y los sentimientos personales. Describir esas necesidades, lo que es importante a nivel personal, aporta ese “ingrediente” de valor al “wrap” que ayuda a empatizar más, con el objetivo de que la persona que recibe el feedback entienda cuál es el valor de ese hecho a nivel personal y lo que le ha aportado o restado a la persona que construye y comparte dicho feedback.

 

  • Ofrece sugerencias (finaliza con la “salsa al gusto”): como último paso del “wrap”, está el incluir sugerencias que sean de valor para ti, con el objetivo de que la persona que recibe el feedback las entienda y aplique para la mejora del trabajo, de la relación, etc… En este punto, puedes incluir tantas sugerencias quieras compartir con la persona que recibe el feedback. Como toda sugerencia, la persona que lo recibe puede estar de acuerdo o no, pero siguiendo los 5 pasos del “feedback wrap” es más probable que se perciba como un ejercicio de feedback bien estructurado, más completo y de valor para la persona que lo recibe.

 

Participantes de la sesión de Feedback Wrap en BBVA Next Technologies

Una vez terminadas todas las iteraciones (somos un equipo de 6, y nos llevo 12 minutos por iteración), cada persona del equipo se llevó un sobre con los 5 “feedback wraps” de sus compañeros.

Feedback-wraps-10

¿Qué aporta la práctica de “Feedback Wraps”?

Tanto mi equipo como yo salimos muy contentos y satisfechos después de realizar la dinámica, sacando a relucir tanto el trabajo de cada compañero, como los sentimientos y el valor que cada uno aportó durante el proyecto.

En cuanto a los “feedback wraps”, creo que es una práctica fantástica para dar retroalimentación a un compañero, apoyado en unos elementos divertidos y bien explicados para crear un feedback completo y estructurado. La inclusión de los sentimientos y el valor, en mi opinión, es lo que personaliza la experiencia y permite empatizar con la persona que te ha dado dicho feedback, entendiendo mejor los motivos de esa persona y eliminando las suposiciones o percepciones propias sobre las observaciones que realiza la otra persona.

¿Te animas a preparar unos sabrosos “feedback wraps” con tu compañero, con tu equipo, con tu cliente…?. ¡No lo pienses más, y ponte a cocinar!

Fuente de las imágenes: Fotografías propias. Ilustraciones de www.management30.com

¿Quieres saber que más cosas hacemos en BBVA Next Technologies?

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, brindarle una grata experiencia y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando por este sitio web, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información accediendo a nuestra política de cookies aquí.